AUDICION EN LAFARGA & HERRANZ

AUDICION EN LAFARGA & HERRANZ

Hacía mucho tiempo que teníamos prevista una visita a uno de los establecimientos barceloneses donde se respira ALTA FIDELIDAD,  en cada uno de sus rincones. Lamentablemente cada vez quedan menos establecimientos especializados en la Hifi (con mayúsculas), y el equipo de L&H sigue al pie del cañon, con el mismo entusiasmo de siempre.

 

En esta ocasión hemos tenido el inmenso placer de escuchar unos monitores de pequeño tamaño, pero de gran recorrido. Unos Kroma Mimí, que asociados a un amplificador integrado  y lector de Cd de la nipona Accuphase nos han sorprendido muy gratamente.

Los monitores en cuestión son unos Kroma Mimí, con estas características:

  • Gabinete Krion completo con crossover sellado con resina

  • Tweeter: 1 x Hiquphone

  • Midwoofers: 1 x Scan Speak 6,5 “Classic Series

  • Red de cruce pasivo con componentes Mundorf de ultra alta calidad

  • Impedancia nominal: 8 ohmios

  • Pies de desacoplo Vibex

  • Sensibilidad: 92 dB

  • Amplificador de potencia recomendado:> 15W

  • Dimensiones: 39,8cm de alto, 20,8cm de ancho, 25cm de profundidad.

  • Peso sin embalaje: 16 kg.

El Amplificador asociado, un Accuphase E370.

Fuentes de audio, servidor y lector de CD Accuphase DP430

Mención especial de la sala de Lafarga & Herranz, muy bien tratada. Gracias a sus trampas y difusores, podemos obtener un gran sonido, sin rebotes ni ecos molestos.

Nos atiende Oriol, y empieza a seleccionar temas, de todos los colores y estilos, pasando desde bandas sonoras – Gladiator, suena impresionante. Escena, tímbrica excelentes. No esperábamos estos resultados de unos monitores de tamaño reducido y nos impresiona. Aparte reconocer que están muy bien elaborados. Graves contundentes gracias a su Scan Speak. Medios/agudos dulces, que en ningún momento nos provoca fatiga auditiva. Un par de temas de Pink Floyd….. excelentes. El mítico Hotel California, en la versión de su LP Hell Freezes Over, sublime…. Eric Clapton (Leyla)… un par de temas de Diana Krall.

Cuando nos dimos cuenta llevábamos ya un par de horas disfrutando de esta combinación, nos había pasado más de media mañana y el cuerpo nos pedía aún más, por lo que atacamos un par de piezas de corte clásico, resultado también muy satisfactorio. En resumidas cuentas… una matinal musicalmente excelente.

Lafarga & Herranz